martes, 5 de junio de 2018

Hasta el agua de los floreros




¿Habéis oído el dicho de "me bebí hasta el agua de los floreros"? Bueno, pues eso llevadlo a la comida y tendréis la descripción perfecta de lo que ha sido mi vida desde el pasado jueves hasta hoy martes.
No se cómo voy a arreglar este desaguisado. 
Este fin de semana tampoco se presenta favorable pero tengo previsto coger después una semana y compensar todos estos excesos. Para hacerlo escribiré lo que como y luego subiré aquí las fotos de lo que escriba. Confío en que el compromiso público sirva de freno. 
Pero bueno, no todo va a ser malo, a favor diré que este domingo me puse una falda de esas que compramos sin que nos valgan "para cuando adelgacemos" y la acompañé con una chaqueta que compré en Reino Unido pero que no había llegado a estrenar porque cuando llegué a España empecé a engordar de forma progresiva. Bueno, eso ya lo conté en esta entrada. 
Volveré en diez días más o menos. 
Hasta entonces mucho ánimo a todas las que paséis por aquí y por favor y muy importante: nunca, nunca tiréis la toalla. 
Un abrazo. 

2 comentarios:

  1. Hola! En plan hasta el agua de los floreros también ando yo ¿tendremos telepatía? Jeje.

    Que pase esta semana ya por favor!! No me queda nada...

    A lo que iba, qué bien que te valga la falda! Qué alegría más grande!! Si es que lo estás haciendo muy bien.

    Ya nos irás contando.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola Pili! Hoy lunes he empezado mi propósito de enmienda. A ver qué tal me va. ;)
    BSS

    ResponderEliminar

Todo el mundo puede comentar de forma anónima o con vuestro perfil. Estoy segura de que la mayoría de la gente es responsable y no es preciso moderación. Gracias.