Etiquetas

jueves, 27 de abril de 2017

Frente al espejo

Creo que por fin he conseguido movilizar mi motivación, no ha sido fácil. Llevo semanas aquí escribiendo y ya pensaba que no iba a ser capaz de empezar. Pero cada día, cuando enciendo el ordenador y mi rostro se refleja en la pantalla  y me veo la papada pienso ¿de verdad vas a resignarte a verte así siempre?
Así que esta semana pagué un poco más en el gimnasio para ir los días que quiera en lugar de sólo dos por semana -eso es lo que pagaba, pero a veces no iba ni eso-. Y el sábado pasado salí a andar 40 minutos. No fue una buena experiencia porque noté que me cansaba ¡yo, que he llegado a andar más de una hora a buen ritmo bajo la solana castellana en pleno verano!...

Llevo dos días que como de forma moderada. Me gusta esta sensación de saciedad moderada y llegar a la siguiente comida con hambre...o al menos con el estómago vacío. Voy a recorrer el camino que separa a la mujer que soy de la que quiero ser. Y vosotros vais a recorrerlo conmigo.

Nos vemos el sábado con nuevo peso y nuevos objetivos. Ahora, sí.

2 comentarios:

  1. Hola guapisima.
    Me alegro de que por fin hayas cambiado ya el chip y comiences en esta aventura.
    Estaremos pendiente de tus progresos. Ánimo!!!
    Un besote

    ResponderEliminar
  2. Gracias Cris! seguimos en contacto... ¡pronto te pillo!

    ResponderEliminar

Todo el mundo puede comentar de forma anónima o con vuestro perfil. Estoy segura de que la mayoría de la gente es responsable y no es preciso moderación. Gracias.